¡No te pierdas nada!

Recibe los últimos post y contenido exclusivo en tu correo. Nada de spam. Prometido.

La dieta del cerebro. 5 pasos para mantener tu cerebro sano.

Te sonará la frase “mens sana in corpore sano”, ¿verdad? Muy bien, quería comenzar este post haciendo referencia a esta cita latina que, a pesar de que hoy en día no tiene el mismo significado, en realidad tienen mucha relación.

En su origen, se basa en una filosofía de vida como habla Niklas en el post sobre la dieta natural, balanceada entre mente, cuerpo y alma.

Hoy en día, hace referencia sobre todo a tener una mente sana para disfrutar de un cuerpo sano y saludable. ¿Tú lo haces?

Cada vez más, aparecen nuevos estudios neurocientíficos que descubren y estudian la vinculación que existe entre tus pensamientos y tus emociones con tu funcionamiento fisiológico. Que esta conexión sea positiva, depende de ti, y es clave para encontrar tu bienestar físico y mental.

Pero por si todavía no te queda muy claro, básicamente la conexión entre cuerpo y mente significa principalmente estar atento y conocer los mensajes que te envía tu cuerpo. Tu forma de pensar, la manera de comer, el deporte que practicas, e incluso las horas que descansas, afectan a tu estado de salud. ¿Lo sabías?

De ahí que sea tan importante cuidar de nuestros pensamientos. Hoy quiero compartir contigo los pasos básicos para que tu cerebro esté al 100%, que a mi personalmente me han ayudado mucho. Sobre todo estos últimos años.

5 pasos para mantener tu cerebro sano.

  1. Practica ejercicio regularmente: Estudios avalan que hacer 30 minutos de algún tipo de ejercicio cada día, consigue que tu cerebro produzca las hormonas relajantes que le ayudarán a aliviar el estrés y la ansiedad.
  2. Aprovecha los beneficios de la fibra, las proteínas y las grasas saludables. Aumentarán tus niveles de energía además de mejorar tu función cerebral y llevarla a su mejor nivel de eficacia.
  3. Duerme lo suficiente. Asegúrate de dormir al menos 7h de sueño de buena calidad cada noche. Si se pudiera, sería ideal tomar pequeñas siestas de 15 – 20 min durante el día. Claro, que no siempre podemos…
  4. Tómate un break. Tu cerebro está siempre trabajando, es bueno tomarte un descanso para relajarte, que nuestro cerebro se despeje y podamos incluso organizarnos mejor.
  5. Dedica unos minutos a la meditación. No hace falta entrar en trance, ni ser un experto. El simple hecho de cerrar los ojos, sentarte cómodamente y concentrarte en tu respiración unos minutos te relaja y produce grandes beneficios a tu cerebro.

Si te ha interesado el tema, te invito a que sigas leyendo:

Octavio Laguía
Autor del post
Octavio Laguía

Déjame un comentario y charlamos

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

sígueme en Instagram