¡No te pierdas nada!

Recibe los últimos post y contenido exclusivo en tu correo. Nada de spam. Prometido.

Guacamole casero y otras recetas con aguacate

Tiempo de lectura estimado: 3 minuto(s)

¿Tú también eres adicto al aguacate? Es una fruta con muchísimas propiedades saludables. Tiene un 25 por ciento de grasas muy beneficiosas para la salud. Es fuente de magnesio, potasio y fibra. Y contiene vitaminas de los grupos A, B, C, D y K, también ácido fólico clave para las embarazadas. Es antioxidante, por lo que retrasa el envejecimiento; y es beneficioso para el sistema nervioso e inmune. Por si fuera poco, está buenísimo y su textura es genial para hacer un montón de platos. Vamos a empezar por el tradicional guacamole de la cocina mexicana, súper sencillo. 

Imprimir
Ingredientes para Guacamole

Guacamole casero

Plato Appetizer
Keyword aguacate
Preparación 15 minutos
Raciones 4 personas

Ingredientes

  • 3 aguacates medianos y que estén bien maduros
  • 1/2 taza cilantro fresco muy picado
  • 1 lima exprimir en zumo
  • 1/2 cebolla roja
  • sal al gusto
  • tomate maduro (opcional)

Elaboración paso a paso

  1. Trocear bien todos los ingredientes.

  2. Mezclar poco a poco todo con la ayuda de un tenedor o de una espátula.

  3. Si quieres, pueden añadir el tomate y dar así un toque de frescor y dulzor al guacamole.

 

Paleo guacamole

Como truco del chef, puedes añadir una cucharada pequeña de superfoods que ayudan a la recuperación muscular, a la concentración y a la salud de tu corazón.

El guacamole está riquísimo con chips de verduras o de queso, además de con unas tortas hechas con harina de quinoa o de tapioca. Pero también puedes acompañarlo con ‘crudités’: zanahorias, pimientos, calabacín, pepino, rábanos o espárragos sin cocer y cortados en tiras o en trozos pequeños. 

Aguacate más allá del guacamole y las ensaladas

El aguacate, particularmente gracias a su textura grasa, se presta a un sinfín de recetas. Además de los ricos guacamoles y de echárselo a tus ensaladas, puedes utilizarlo en cualquier comida del día. ¡Sí, en cualquiera! Tanto en desayunos acompañados con huevo, como en postres mezclado con frutas y chocolate, en comida a modo de crema… 

Tarta de chocolate y aguacate

tarta de chocolate y aguacte

Esta tarta gluten free con dátiles, crema de frutos secos, y mousse de chocolate y aguacate está deliciosa. Tiene muchísimos beneficios ya que combina las grasas y proteínas de los frutos secos y el aguacate, con el sabor intenso y los antioxidantes del cacao puro. Si te animas a hacerla, aprenderás dos recetas en una, porque la mousse de chocolate y aguacate que lleva por encima se puede consumir sola con una cuchara y unos frutos rojos por encima. No te preocupes si no tienes harina de almendras o de coco, si utilizas solo una de ellas sale igual de rica. 

La idea de mezclar chocolate y aguacate te puede inspirar para otras recetas como magdalenas o brownies. No te olvides de utilizar cacao puro, y una harina no refinada. Si le añades por encima frutos secos como nueces o un toque de crema de almendras y avellanas, tendrás una receta muy completa y energética sin necesidad de utilizar azúcar blanco.

En tortilla, como si estuvieras en el buffet de un hotel

tortilla de aguacate con espárragos y jamón

Están los que escogen un desayuno dulce y los que se lanzan a lo salado. Si eres de los segundos, te proponemos un desayuno fácil y saludable. Empezarás el día cargado de energía. Es tan sencillo como hacer una tortilla francesa rellena de aguacate, y la puedes acompañar de unos trigueros o de unas lonchas de un buen jamón serrano. Si eres vegetariano, la tortilla de aguacate es perfecta para ti porque te aporta las grasas que necesitas al no consumir carne ni pescado. Y si no te sientas lo suficientemente motivado como para hacer la tortilla, opta por la opción más fácil de todas: un revuelto de huevo y aguacate. Solo tendrás que echar todo a la sartén y remover un poco.

El aguacate como ingrediente principal de la comida o cena

Salmorejo aguacate

¿Te gustan las cremas frías como el salmorejo o el gazpacho? Este salmorejo se hace con aguacate, tomate, ajo y limón. Para hacerlo más completo, queda genial con un poco de pepino o de calabacín. La textura es súper fácil de conseguir gracias al espesor del aguacate, y el sabor es más suave que el del salmorejo ya que se notan un poco menos tanto el tomate como el ajo. En primavera o en verano, cuando empieza a hacer más calor y quieres comer algo más ligero, es una elección muy acertada. Pero si quieres una opción más caliente, para acompañar una carne o un pescado, prueba con una crema de aguacate y coco.

El único truco de este tartar de aguacate y langostinos es que encuentres un vaso de culo ancho que se adapte a la forma que quieras darle al tartar, porque el resto es facilísimo. Solo tienes que cortar en trozos pequeños y mezclar el aguacate, tomate, calabacín, langostinos y unas granos de granada. La combinación de sabores te va a sorprender, y obtendrás todos los beneficios de los alimentos al natural. Un buen chorro de aceite de oliva virgen extra con un toque de albahaca, ¡y al plato!

¡Bébete el aguacate!

Y para merendar, una explosión de sabor con un smoothie de aguacate, plátano, cerezas y leche de almendras. Es perfecto para los niños ya que el color rosa del batido les va a llamar mucho la atención, especialmente para aquellos que son un poco más reacios a comer fruta. Además, al utilizar el plátano y el aguacate congelado, puede ser un buen recurso para conservar más días estas frutas si empiezan a estar demasiado maduras. El dulzor de la leche de almendras, de avena o de coco le da un toque especial al smoothie. 


¿Te han gustado estas recetas con aguacate? ¿A qué esperas entonces? Síguenos en @naturalath y revisa más recetas relacionadas, y posts sobre salud y alimentación en el blog.

#BeMoreNatural #SoloTieneCosasBuenas

Natruly
Autor del post
Natruly

Déjame un comentario y charlamos

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Calificación de la Receta




sígueme en Instagram