¡No te pierdas nada!

Recibe los últimos post y contenido exclusivo en tu correo. Nada de spam. Prometido.

Recetas con harina de avena: el ‘must’ de tu cocina

Tiempo de lectura estimado: 4 minuto(s)

Cereales, galletas, bizcochos, tortitas… es difícil escapar de la harina de trigo cuando hablamos de repostería o de alimentos dulces. Sin embargo, hay alternativa: la harina de avena. La avena es uno de los mejores cereales que podemos consumir ya que contiene el doble de aminoácidos esenciales. Aporta grasas saludables como el omega-6, e hidratos de carbono de absorción lenta que nos dan energía muy a largo plazo.

NATURAL ATHLETE hoja Fuente de fibra

NATURAL ATHLETE hoja Controla el apetito

NATURAL ATHLETE hoja Regula los niveles de colesterol

NATURAL ATHLETE hoja Mejora el tránsito intestinal

NATURAL ATHLETE hoja Ayuda a la salud del corazón, piel, pelo y uñas

Una de las formas tradicionales de consumir la avena es en copos finos, que tienen un color beige claro, con leche o yogur. El clásico ‘porridge’ o gachas de avena es una mezcla de avena con leche con una consistencia relativamente espesa a la que se le añade fruta o frutos secos al gusto, o simplemente canela. Otra de las variantes de la avena, y que es la que nos da un sinfín de posibilidades, es la harina de avena. Está tan de moda que en los últimos meses algunos habrán tenido dificultades para encontrarla en el supermercado porque en muchas superficies ha estado agotada durante semanas. 

Bébete la avena

Combinación deliciosa: harina de avena, leche, y topping de crema de cacahuete con fruta

La harina de avena, al ser en formato polvo, permite hacer un batido vegetal muy sano y saciante que además se puede dejar preparado con antelación a consumirlo. La leche de almendra es una buena opción ya que quedará una mezcla dulce sin necesidad de añadir ningún endulzante. Hay que utilizarla caliente para que las cucharadas de harina de avena se disuelvan hasta que consigas la consistencia deseada. Con cuatro o cinco cucharadas debería ser suficiente, pero puedes echar tanta harina de avena como creas conveniente según la textura que vaya cogiendo al mezclar con la leche o con un yogur. Es como hacer una papilla al uso. 

Esa leche con avena también se puede convertir en un batido si le añadimos un poco de fruta, y lo batimos todo junto. Queda genial con canela, con unas semillas de chía o con una cucharada de crema de frutos secos. Y hay otra variante deliciosa y super proteica: un batido de avena y proteína de sabores. Se puede hacer una combinación con harina de avena sabor chocolate y proteína de chocolate, o de harina de avena sabor vainilla con la deliciosa proteína de frambuesa. O reinventar la bebida de cacao de toda la vida con leche, harina de avena y cacao puro en polvo. Cualquiera de las mezclas estará deliciosa y te ayudará a controlar el apetito las horas siguientes. Además, el sabor dulce está garantizado sin necesidad de azúcar añadido.

Repostería hiper sencilla: magdalenas y muffins

receta muffins proteicos
Muffins proteicos de plátano con harina de avena sabor vainilla y topping de ciruela

No pueden ser más fáciles de hacer, y con un resultado mejor. Estos muffins se preparan con harina de avena sabor vainilla y, para convertirlos en una fuente total de energía, llevan proteína vegana también de vainilla. Se pueden mezclar con la fruta que se quiera, pero el plátano es muy buena opción porque aporta espesor y dulzor. Además, la crema de cacahuete le da un plus de vitamina y de sabor. Para el topping, le quedan genial las ciruelas, albaricoques o melocotones en rodajas. 

Esta es una versión chocolate de las tradicionales magdalenas. En este caso, se utiliza harina de avena sabor chocolate y proteína de chocolate, aunque también se podría mezclar la harina de avena con cacao puro en polvo. Esos trocitos que se pueden ver en la foto son de almendras, pero admite avellanas o nueces. Es importante que el plátano esté bien maduro, porque hay que machacarlo hasta obtener una pasta.

¿Galletas saludables? Sí, de avena

 No te pierdas nuestras galletas favoritas porque se te quedarán clavadas en la retina hasta que por fin las pruebes. Al contrario de lo que podría parecer, no llevan nada de azúcar ni harina refinada, sino que su sabor dulce es gracias al cacao puro, la harina de avena y las deliciosa crema de avellanas. En este caso, hemos utilizado la avena en polvo de vainilla, pero también se puede hacer con la de chocolate. Gracias a las avellanas y los dátiles, estas galletas aportan proteínas y fibra, además de un sabor delicioso.

Cookies caseras de arándanos con avena de vainilla y crema de almendras

¿Recuerdas nuestra receta especial Día de la Madre? Pues como el Día de la Madre es todos los días del año, estas cookies también las puedes hacer cualquier día. Son muy fáciles porque ni siquiera hay que darles forma, llega con hacer pequeños montoncitos con la mezcla de los ingredientes. Llevan harina de avena sabor chocolate y proteína de chocolate; y un poco de crema de almendras que les da un toque diferente. Estas cookies son de arándanos frescos, pero también pueden hacerse con moras, frambuesas o uvas pasas. 

Con solo cuatro ingredientes obtenemos unas galletas llenas de vitaminas: harina de avena, plátanos, limón y huevo

Y si estas versiones te parecen demasiado elaboradas, pásate a unas galletas muy sencillas y muy ligeras perfectas para el desayuno. Estas galletas solo llevan cuatro ingredientes:

NATURAL ATHLETE hoja 2 plátanos maduros

NATURAL ATHLETE hoja  10 cucharadas de harina de avena sabor vainilla

NATURAL ATHLETE hoja 1 huevo

NATURAL ATHLETE hoja Ralladura de medio limón.

Solo tienes que triturar todo, y hacer pequeños montoncitos sobre una bandeja de horno. ¡Más fácil imposible!

Desayuno o merienda perfectos: tortitas

Tortitas de zanahoria con harina de avena de vainilla y topping de queso crema

Al pensar en un desayuno perfecto a muchos se les vendrán a la cabeza unas tortitas. Estas tortitas de zanahoria se elaboran con una mezcla de harina de avena sabor vainilla y harina de almendras, pero quedan igual de ricas solo con una de las dos opciones. Si optas por la de avena con sabores, le darás un toque especial al resultado final. La zanahoria se incorpora cruda y cortada en tiras a la masa, por lo que no se reblandece y se encuentra al comer. Para el topping, puedes usar tanto queso crema como un yogur griego, o simplemente cremas de frutos secos.

Es probable que estas tortitas de chocolate sean las más fáciles del mundo. Y encima son proteicas.

NATURAL ATHLETE hoja Harina de avena sabor chocolate

NATURAL ATHLETE hoja Proteína de chocolate, por eso tienen ese color tan apetecible

NATURAL ATHLETE hoja Plátano

NATURAL ATHLETE hoja Agua

NATURAL ATHLETE hoja Huevos

Con solo cinco ingredientes salen deliciosas, pero se le puede añadir fruta o frutos secos como topping. Nuestra opción es añadirles nueces, arándanos frescos y crema agria. Y si prefieres combinar varios sabores, prueba a mezclar la harina de avena de chocolate con la proteína de vainilla.

Solo una palabra: ¡donuts!

receta de donuts con crema de almendras
Donuts caseros con harina de avena de vainilla y proteína vegana de vainilla

Los donuts caseros pueden estar igual de ricos que los industriales y, si no te lo crees, es porque no has probado nuestra receta de donuts de avena con crema de almendras. Lo que te costará más será buscar en tu casa un molde con distintos compartimentos y agujero en cada uno, porque el resto ¡es sencillísimo! Los donuts se caracterizan por ser muy dulces, llenos de azúcar refinado. Estos son igual de dulces gracias a la avena de la harina y la proteína, y al azúcar de coco. Las almendras molidas le dan un toque ‘crunchy’ a la masa que te encantará.

Para los menos golosos: mezcla la avena con vegetales

Gofres proteicos de espinacas hechos con harina de avena de vainilla

Estos gofres proteicos de espinacas para los que son un poco menos golosos. La harina de avena es sabor vainilla, igual que la proteína. Las espinacas se incorporan en crudo y se trituran con el resto de ingredientes , por lo que conservan todas sus propiedades. También llevan nueces de macadamia, recomendables para la salud cardiovascular. Al incorporarse machacadas, se conservan crujientes. Como topping, hemos elegido crema crunchy de almendras y frutos rojos.

Y mucho más…

Existen muchísimas recetas de harina de avena, por lo que la lista se nos haría eterna. Además de batidos, tortitas, galletas, donuts y gofres, se pueden hacer unas deliciosas crepes de chocolate rellenas con cremas de frutos secos o una tarta de manzana y ciruela. La harina de avena es también la opción perfecta para un socorrido bizcocho o un brownie, al que se le puede incorporar plátano para aportar vitaminas y dulzor. ¡Cuéntanos tu receta preferida con harina de avena!

¿100 por cien gluten free?

El problema de algunas harinas de avena del supermercado es que no está garantizado que sean cien por cien libres de gluten, ya que a menudo se contaminan durante el proceso de preparación en las fábricas. Además, muchas harinas del industriales llevan azúcar añadido o edulcorantes, así como potenciadores del sabor. Lo ideal es optar por opciones naturales que lleven el porcentaje más elevado de avena molida y que garanticen que son gluten free. 

¿Por qué los ‘influencers’ añaden proteína en polvo a su dieta?


#BeMoreNatural #SoloTieneCosasBuenas

Natural Athlete
Autor del post
Natural Athlete

Déjame un comentario y charlamos

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

sígueme en Instagram